El cine es bien padre

Ya lo comentábamos en el número pasado de “Somos Potosinos”, hay días para todo. Y pues ya pasó el día de la madre, del maestro y del albañil, ahora celebramos el día del Padre. Y qué mejor forma de celebrarlo que viendo unas buenas películas de papás cinematográficos o con los papás.

 

La lista es muy larga, sobre todo de las películas que realmente hablan de la paternidad o que sean muy obvias sobre el tema de ser padre, pero porque no recordamos a los padres en el cine que han dejado huella, no solo una huella en sus “hijos dentro de la pantalla” sino a todos como espectadores. Sean buenos o sean malos.

 

Para comenzar porque no retomar a Darth Vader, el gran padre de Luke Skywalker, de los cuales ya comentábamos en el número anterior, ese padre del lado oscuro de La Fuerza y que finalmente fue redimido por su hijo. Después tenemos a Don Vito Corleone, que, aunque mejor lo conocemos como El Padrino, en realidad era el padre del Nuevo Padrino: Michael Corleone, don Vito interpretado por el extraordinario y polémico actor Marlon Brando.

 

Después tenemos a Bryan Mills, un padre más reciente en el cine, pero para los que no lo recuerden quizá recuerden esta frase: “No sé quién eres. Ni sé lo que quieres. Si esperas cobrar un rescate, te aviso de que no tengo dinero … pero te buscaré, te encontraré y te mataré…” Así es la famosa frase que dice Mills (Interpretado por Liam Neeson) en la película “Búsqueda Implacable”, que, por cierto, el mismo Neeson dijo que ya no hará más películas violentas. Ojalá que no, porque siempre es garantía ver a este actor golpear a uno que otro maleante.

 

En el cine clásico tenemos a James Stewart, interpretando a George Bailey, personaje central de la cinta clásica de navidad “Es una Vida Maravillosa”, considerada como una de las películas que enaltecen la vida y de las mejores películas que logran hacerte sentir bien de vivir. Aunque en su estreno en 1946 no haya sido un éxito, es ahora todo un clásico digno de verse. 

 

Otra gran película también gestada por George Lucas es “Indiana Jones y la Última Cruzada.” Esta vez el héroe del sombrero comparte pantalla con su padre, interpretado por Sean Connery. En algún momento, el director de la cinta Steven Spielberg comentó que la pregunta más grande que tenían era quien iba a interpretar al padre de Indiana Jones, a alguien que fuera el papá de Harrison Ford, y la respuesta salió inmediatamente; nada mas y nada menos que el mismísimo James Bond, es decir Sir Sean Connery, convirtiendo esta cinta en una de las preferidas de la saga del famoso arqueólogo, que está por estrenarse la quinta entrega de esta serie. Se espera se estrene para el año 2021.

 

 

En el mundo del cine animado tenemos a grandes padres como el caso de Mufasa en “El Rey León”, cuya versión live action está por estrenarse este verano. O la exitosa taquillera “Encontrando a Nemo”, en donde su padre es quien hace todo lo posible por encontrar a su hijo. Aunque Disney se ha caracterizado por a veces hacer un lado la figura paterna, ejemplo claro con los sobrinos de Donald (que nunca se supo quien era su padre), se decía que como el mismo Walt fue huérfano, por eso en sus historias era raro que figuraran los padres. Pero a esta falta de padres biológicos siempre se ha encontrado la forma de resaltar la figura paterna a través de otros personajes. Como “El Libro de la Selva”,  que aunque Mowgli no tiene papá, son varios papás los que lo adoptan, dejando claro de esta manera que no es más padre el que da la vida sino el que la acompaña.

 

Colaborador: Bernardo González Burgos 

Pagina web: www.kineproducciones.com

 

Facebook: Kiné Producciones